Sanitas Residencial evita en tres años la emisión de más de 5.000 toneladas de CO2

  Sanitas Residencial ha conseguido mitigar 5.325,75 toneladas de CO2 en los últimos tres años, el equivalente a más de un millón y medio de árboles o más de dos veces la cifra de árboles que alberga la Casa de Campo de Madrid, según informa la compañía.

En concreto, el año pasado Sanitas Residencial consiguió reducir un 4,8 por ciento las toneladas de CO2, con respecto al año anterior, logrando evitar la emisión de casi 600 toneladas de dióxido de carbono. Gracias a esta reducción de emisiones, la compañía ha ahorrado costes es más independiente de las empresas energéticas y ha cumplido con el objetivo de Bupa, empresa matriz de Sanitas Residencial, de crear una empresa enfocada cada vez más en la sostenibilidad.

Por centros, las residencias que más han reducido las emisiones de dióxido de carbono han sido la de Residencial Vigo, Sanitas Residencial A Coruña, Sanitas Residencial Santander, Sanitas Residencial El Mirador (Navarra) y Sanitas Residencial Zaragoza.

Junto al descenso de emisiones, la compañía ha puesto en marcha una serie de prácticas como la optimización de horarios de iluminación mediante temporizadores, un mejor control de la temperatura en la climatización de los centros, la instalación de calderas de alto rendimiento e instalaciones solares en los edificios. Además, a lo largo de este año tiene previsto renovar todas las luminarias e incorporar la tecnología LED, que reduce en más del 30 por ciento el consumo de luz.

Por otro lado, Sanitas Residencial ha optado por modificar los hábitos de trabajo en las zonas de lavandería y cocina, especialmente en el uso de electrodomésticos, estableciendo temperaturas más bajas, ciclos de lavados más cortos y con cargas completas para ahorrar agua. Estas medidas, a su vez se han completado con la instalación de un filtro en la boca de salida de todos los grifos para evitar la acumulación de cal y que el agua salpique.

Leer noticia.