«

»

ene 25

Mayores que ayudan a las personas sin hogar de Alcalá de Henares

Pin It

MAYORES Y TRABAJADORES POSANDO EN LA PLAYA50 personas mayores de Alcalá de Henares posan y “dan la cara” por los sin techo.

La recaudación -1.500 euros- de la venta del calendario solidario irá destinada a ayudar a las personas acogidas en el albergue que diariamente atiende a más de 18 personas.

Los residentes de Ballesol Alcalá de Henares, muchos de más de 90 años, han posado en escenarios como un aeropuerto, un cabaret o la playa.

Mayores que ayudan a otros mayores. Un grupo de 50 ancianos y 70 trabajadores de una residencia de Alcalá de Henares decidió hace unos meses ayudar a las personas sin hogar y en riesgo de exclusión social que acuden diariamente a la casa de acogida “San Juan Pablo II” de la ciudad complutense.

Los residentes de Ballesol Alcalá de Henares conocen desde hace tiempo la realidad de las personas sin techo, “un drama con múltiples perfiles, historias sin sonrisas y pesadillas en lugar de sueños” resume uno de los mayores solidarios de esta residencia, que no duda en que “hay que unirse, no para estar juntos, sino para hacer algo juntos” recordando una de las frases con más historia y verdad sobre la solidaridad. Y por ello decidieron hacer un calendario para este 2019 posando en diferentes situaciones y escenarios –en la playa, en un cabaret, en un aeropuerto…- junto a trabajadores de Ballesol Alcalá de Henares como psicólogos, fisioterapeutas, médicos, enfermeros, recepcionistas….Con su venta recaudaron 1.500 euros que han destinado  para mejorar las instalaciones de este albergue y la calidad de vida de aquellos que diariamente acuden a él: 18 personas que son atendidas en servicios de comedor y residencia para cubrir sus necesidades ante la falta de un hogar.  

El próximo 28 de Enero a las 17:30 tendrá lugar el acto de entrega del talón solidario en la propia casa de acogida “San Juan Pablo II” de Alcalá de Henares. Una oportunidad más para  poner en valor el protagonismo solidario de nuestros mayores, en este caso, el de 50 ancianos que decidieron “dar la cara” y posar por las personas sin hogar y un futuro mejor para todos ellos.